10
ene

“A tres metros sobre el cielo” es la primera novela de  Federico Moccia, publicada en el año 1992;  su título original en italiano es  “Tre metri sopra il cielo.” Desde su publicación no ha parado de cosechar éxitos, por lo que el autor años más tarde lanzó la segunda parte Tengo ganas de tide donde ha nacido los conocidos candados del amor.

La adaptación cinematográfica se hizo esperar:

  • En 2004 se estrena en Italia con los protagonistas Riccardo Scamarcio interpretando a Step y Cristina Peña a Babi.
  • En 201o se estrena la adaptación española protagonizada  por Mario Casas y María Valverde.

Tanto la novela como las películas han tenido una gran repercusión y hay miles de fans de este romántico guión.

Algunas de las frases y guiones de amor más destacados son los siguientes:

A tres metros sobre el cielo
  • “El amor no es como hacer las cuentas en Colmado. El amor es cuando haces una locura, como esa inscripción en el puente: “Tú y yo.….a tres metros sobre el cielo.” Cuando las palabras no bastan porque dentro quema algo que no se puede decir, que no se consigue decir.”
  • “Cuando quien tienes delante, en lugar de darte la respuesta que querías, dice otra cosa…. dice más…. dice demasiado….. Ese demasiado, que es nada, que no sirve para nada y que hace el doble de daño…”
  • “-Soy feliz, jamás me he sentido tan bien, ¿ y tú? -¿Yo? Estoy de maravilla. -¿Hasta el punto de llegar a tocar el cielo con un dedo? -No, así no. -¿Ah, no? -Mucho más, al menos tres metros sobre el cielo.
  • “No hay nunca un por qué para un recuerdo, llega de repente, así, sin pedir permiso y nunca sabes cuándo se marchará. Lo único que sabes es que lamentablemente volverá.”
  • “-Las cosas se han puesto muy difíciles para nosotros. Me encantaría estar muy lejos contigo, sin que hubiera más problemas, sin mis padres, sin todos estos líos, en un lugar tranquilo, fuera del tiempo. -No te preocupes. Yo sé adónde podemos ir, nadie nos  molestará. Hemos estado ya muchas veces, basta quererlo. -¿A dónde? -Tres metros sobre el cielo, donde viven los enamorados.”
  • “De algo estoy seguro: no podrá quererla como la quería yo, no podrá adorarla de ese modo, no sabrá advertir hasta el menor de sus dulces movimientos, de aquellos gestos imperceptibles de su cara. Es como si sólo a mí se me hubiera sido concedida la facultad de ver, de conocer el verdadero sabor de sus besos, el color real de sus ojos. Nadie podrá ver nunca lo que yo he visto y él menos que ninguno. Él, incapaz de amarle, incapaz de verla verdaderamente, de entenderla, de respetarla. Él no se divertirá con esos tiernos caprichos.”
  • “- No es eso, yo la hago correr al máximo. No soy como tú, que desde que te has enamorado no piensas más en las carreras. Porque… ¿te has enamorado verdad? ¿No piensas siempre en ella? ¿No estás esperando la hora en la que ella te llame? ¿No te late con fuerza el corazón cuando la ves? - Sí, sí que estoy enamorado.”
  • “-Me da miedo decir algo equivocado…Te amo. -Vuélvelo a decir. -Te amo. -Nunca dejes de decirlo. -Te amo ,te amo ,te amo. -Nunca había sido tan feliz en toda mi vida. -Yo tampoco.”
  • “Más arriba, tras el cristal. Alegría y dolor. Pallina mira a Babi desaparecer con él, finalmente inocente y sincera. Maddalena mira a Step desaparecer con ella, culpable únicamente de no haberla amado y de no habérselo hecho creer nunca. Y en tanto que los dos, frescos de amor, salen a la calle, Maddalena se deja caer sobre un sofá. Se desengaña sola, al igual que, sola, se había engañado. Con un vaso vacío entre las manos y algo más difícil de rellenar dentro. Ella, simple abono de esa planta que a menudo florece sobre la tumba de un amor marchito. Esa rara planta llamada felicidad.”
  • Hay que estar atento a lo que te rodea porque a veces, de repente algo puede alegrar tu día.
  • Cuando un amor se acaba se puede encontrar todo, excepto un por qué.”
  • “Y era el mar más bello que yo ya hubiera visto. Hecho por miles de corazones que laten juntos. Que bailan siguiendo el ritmo de la música. A veces el dios de la música, el dios de las luces y el dios de la noche deciden agarrarse de las manos haciendo que la tierra se vea preciosa desde aquí arriba.
  • Nadie puede amar como amamos nosotros, nadie sufre como sufrimos nosotros.”
  • A veces el miedo es realmente algo terrible, te impide disfrutar de los mejores momentos; si no sabes vencerlo, es como una especie de maldición.”
  • “Cuando pierdes el tiempo al teléfono, cuando los minutos pasan sin que te des cuenta, cuando las palabras no tienen sentido, cuando piensas que si alguien te escuchara creería que estás loco, cuando ninguno de los dos tienen ganas de colgar, cuando después de que ella ha colgado compruebas que lo haya hecho de verdad, entonces estás perdido. O mejor dicho, estás enamorado, lo que, en realidad, es un poco lo mismo
Esperamos que os gusten si queréis añadir alguna frase más en “comentarios” lo podréis hacer así como sugerir películas para que publiquemos sus frases y diálogos más románticos.

EmailFacebookTwitterTuentiMeneameRedditDeliciousGoogle BookmarksYahoo BookmarksShare

5 comentarios

  • Esta novela me encantó, me pareció buenísima, la recomiendo a todo el mundo.

  • me a encantado las dos peliculas, son muy bonitas, sobre todo las frases y como actuan los actoress…y los actores son muy guapos…y tambien las canciones, las canciones son chulisimas y bonitas…besos<3

    • Muchas gracias. Nos agrada saber que te gusta el post. Si quieres que hagamos algún artículo con las frases de alguna película que te guste, no tienes más que pedírnoslo.
      Un saludo.

  • “Tengo ganas de Ti” Frases y Diálogos | Blog de Sexshop Femenino

    [...] Frases y Diálogos Posted on 4 septiembre, 2012 by Después del éxito de la película de A tres metros sobre el cielo ha llegado la segunda parte Tengo ganas de ti, interpretada por Mario Casas, Clara Lago y María [...]

 

Acepto la Política de Protección de Datos