11 abr

disfruta aquí y ahoraHay una canción que dice que con el tiempo se aprende a disfrutar de las cosas más pequeñas. Y yo me pregunto… ¿por qué dejar que sea con el tiempo? ¿Por qué no aprender a disfrutar de pequeños placeres que se nos presentan en el día a día? Éstos hacen el devenir de la rutina mucho más agradable, mucho más entretenido, mucho más sorprendente. Disfrutar de un sonido en concreto, de un silencio, del sabor de una rica comida, de un olor que te transporta, de una sonrisa, de un abrazo, de la mera compañía que te da tranquilidad, de la anécdota que te hace reír…

Consiste en estar atent@, con el corazón abierto a ese 6º sentido que te ayuda a agudizar los cinco sentidos restantes…

Aprender a disfrutarlos, a describirlos, a vivir en el aquí y en el ahora… Porque es cierto que la experiencia te enseña que: vivir en el futuro, hace que te olvides del presente; construir castillos en el aire no es fiable; adelantar acontecimientos es una lotería…

De un libro titulado “¿Por qué las cebras no tienen úlceras?” que más allá de su original título aprendí  una de las claves básicas para disfrutar del presente: no anticipar posibles peligros o incertidumbres del futuro. Eso lo único que seguro  te aportará será una úlcera, esa que no llegan a tener las cebras. Algo habrá que aprender de ellas. Ocuparse y no preocuparse. Como diría el artista, “esa es la cuestión”.

AutoraGema Zunzunegui Lamas

Sin comentarios