24 nov

Hace poco llegó a nosotros este vídeo que nos puso la piel de gallina. El título nos llamó la atención “Haz que no parezca amor” y cuando lo visualizamos nos quedamos prendados de su mensaje, de su intención. Roy Galán plasma en este relato una verdad aterradora de la que poco se habla: el amor, los sentimientos, el amor propio, el compromiso, el romanticismo… están demodé.

Vivimos en una sociedad donde la gran mayoría tenemos miedo a expresar lo que sentimos por el qué dirán, por si le agobiaré, por si pareceré desesperado/a, por si ella o él no siente lo mismo, por si… Los “por si” no nos llevan a ninguna parte y tampoco las suposiciones, si quieres algo ve a por ello! Si alguien quiere estar contigo y siente lo mismo que tú estará encantado/a de que le expreses tus sentimientos, si haciéndolo se aleja, estás de suerte… ya puedes pasar página :)

Fantástica reflexión la del escritor Roy Galán, esperamos que este llamamiento a la cordura, tenga una gran difusión y que pronto cambie la moda y se vuelva a llevar el amor, la seguridad en uno/a mismo/a y el inconformismo sentimental.

Sin más, os dejamos el vídeo, en este caso la voz es de Mateo Sánchez. Por favor si os gusta, compartirlo!

Vídeo “Haz que no parezca amor” Roy Galán:

Para los que queráis disfrutar de su lectura también os dejamos el relato escrito:

Haz que no parezca Amor

Haz que no parezca amor.
Que es lo que se lleva ahora.
Duelen tantas tripas en nombre de la libertad.Haz que no parezca amor
Tú dices libre y yo digo cobarde.
Cobarde todo aquel que no es capaz de comprometerse con el instante.
Cobarde todo aquel que no esté presente cuando el otro está desnudo y vulnerable.
Cobarde todo aquel que puso un límite desde el principio.
“Yo es que no quiero nada serio”.
Como si no fuera lo suficientemente serio estar dentro físicamente de otro ser humano.
“Yo es que no creo en las etiquetas”.
Como si ponerle nombre a las cosas fuera algo malo.
“Yo es que busco pasar el rato”.
Como si la vida fuera para siempre.
Hay algo tan neurótico en nuestra manera actual de relacionarnos.
Tan irrespetuoso con la vida.
Tan impaciente.
Y queremos más: más picante, más gorda, más grandes, más altos, más guapas, más fuertes, más delgadas.
Nos aburrimos porque no nos soportamos a nosotros mismos.
Porque no queremos que nadie nos conozca.
Porque es más sencillo empezar de nuevo cada poco vendiendo nuestra mejor cara.
Porque es mucho más sencillo follar que limpiar lo follado.
Porque tenemos miedo a que en el fondo seamos un auténtico fraude.
A que cuando el otro arañe un poco vea que no hay nada.
Nada serio.
Y aquí seguimos rascando, cambiando cromos repetidos, poniéndonos ropa interior cara para que otros se limpien los pies al entrar.
Haciendo del amor una servidumbre de paso.
¿No sientes a veces que tú vales más que todo eso que haces?
Que tú eres un jodido milagro.
Con tus ojos que todavía pueden ver.
Con tu pies moviéndose para llevarte al lugar que quieras.
Con tu boca capaz de dar las gracias.
Con tu piel ocupando una plaza en el mundo.
¿No sientes a veces que tú te mereces más que lo poco que te dan?
Dos besos mal pegados.
Tres minutos entre las piernas.
Cinco embestidas.
Y un WhatsApp: “No me agobies”.
Lo más triste es que esta sociedad nuestra ha conseguido invertir los papeles.
Ahora si dices que sientes algo, estás loco.
Es muy pronto.
Muy arriesgado.
Poco inteligente.
Dime tú, cómo lo haces para no sentir algo cuando lo haces.
¿Cómo se finge la vida?
Cómo se hace para que nunca parezca amor.
Y que simplemente parezca un accidente.

Autor: Roy Galán

Qué os ha parecido? Creéis que deberíamos expresar más lo que sentimos, os sentís libres para hacerlo?

Esperemos vuestros comentarios.

2 comentarios

  • Yolanda Diaz Cano

    Soy lectora de Mente Sana, y en la de este mes eh podido leer Aquí viene lo compartido de Roy Galán. Me he quedado alucinada de verás, sus palabras son precisas y verdaderas, te llegan a lo más intrínseco de uno mismo, he necesitado saber más de Roy y de su escritura, y realmente estoy perpleja, y muy feliz al poder sentir cada letra, cada coma. Enhorabuena.

    • Hola Yolanda, nosotros también nos hemos quedado enamorados de estas palabras.
      Muchas gracias por tu comentario, un abrazo fuerte.